Parece que las cosas le van demasiado bien a Christian Whitehead, hasta el punto de fundar su propio estudio junto a Tom Fry. De esta forma nace Evening Star, una desarrolladora indie con sede en Los Angeles.

Christian Whitehead y Tom Fry son los principales responsables de Sonic Mania, la última entrega bidimensional del erizo azul que tantos halagos consiguió. Junto a ellos, algunos de los principales puestos correrán a cargo de Dave Padilla (director ejecutivo y productor), Hunter Bridges (director de audio) y Brad Flick (director de diseño).

Desde el estudio aseguran que gracias a esto van a tener más libertad creativa y utilizarán sus propias herramientas, sin que de momento hayan planeado ningún nuevo proyecto a la vista.